APRENDE A DECIR QUE NO

La palabra NO, siempre y cuando sea bien utilizada, es necesaria para nuestra vida y emprendimiento. Muchas veces el hecho a que todo le digamos que SI, se debe a esa necesidad que tenemos inconsciente a ser aceptados, agradar y complacer a los demás, llevándonos a que hagamos cosas que realmente no deseamos realizar, he inclusive a perder nuestro propio ser. Por otro lado, en los negocios, decir a todo que SI puede llevarte a ocupar el tiempo en cosas que no son necesarias y te puedan alejar de tu objetivo principal.

Hace tiempo leí la historia de Starbucks, la mega franquicia de cafés americanos, su visión es “Posicionarse como el principal proveedor de cafés finos del mundo, sin comprometer jamás sus principios, y proporcionar a sus clientes y socios una experiencia inspiradora que enriquezca su día”, sin embargo, al decir a muchas otras cosas que sí, el haber tomado malas decisiones, e incluso haber perdido el enfoque sobre lo que realmente era importante; hizo que las acciones se desplomaran en el 2008 aproximadamente, llevando a que cerraran muchas tiendas por todo el mundo. Ese mismo año, el dueño de la red toma más enfoque a la compañía, realizando cambios en beneficios a su clientela y trabajadores, haciendo resurgir la empresa con gran éxito, pero llevándole tiempo a recuperarse.

Esto es una gran historia que recomiendo escuchar o leer, asimismo como un ejemplo de lo malo que puede ser perder el enfoque y decir a todo que sí. Por otra parte, he leído y escuchado a muchas personas mencionar sobre el uso de la palabra NO como algo negativo; sin embargo, hay otro bando mucho más grande que apoyan la teoría que es necesario para nuestra salud mental y de negocio aprender a usar esta palabra.

Allí, es donde está el secreto, en saber utilizarla, porque como todo en la vida los excesos siempre son malos, por ende, es justo y necesario que sepas como emplearla a tu favor, porque en la vida y los negocios, es necesario establecer unos límites, además, de saber reconocer cuando algo no es bueno para ti.

Cuando comienzas un negocio, vendrán muchos ofreciéndote posibles grandes oportunidades, solicitando y pidiendo que participes en muchas actividades que ni siquiera tienen que ver con lo que haces, te llegaran clientes que te pedirán que bajes el precio o incluso regales lo que haces; sin mencionar los millones de distradores y robadores de tiempo que te vas a conseguir en el camino; sumando algunas personas que quieran abusar de tus buenas intenciones, que no respeten tus valores, no valoren tu trabajo o atención, e inclusos muchos quieran hacerte quedar mal ante otros.

A nivel de grandes inversiones, constantemente se están tomando decisiones, debatiendo entre mil alternativas de una posible campaña publicitaria, propuesta de negocio, lanzamiento de un nuevo producto, etc. ¿Te imaginarias que el líder diga que SI a todas las propuestas?

De manera, que para saber tomar mejores decisiones y utilizar asertivamente el NO, es fundamental conocer tu VISIÓN, MISIÓN Y VALORES, de vida y de tu emprendimiento, porque ellos serán los pilares que regirán tu toma de decisiones, incluso en base a ellos crearas las prioridades y objetivos que te marcaras. Sobre todo, está el concepto que tienes de ti mismo, tu amor propio y valoración personal, que tan comprometido estas de lo que quieres lograr en la vida.

Pero quiero hacerte un PRO Y CONTRA de utilizar NO en tu vida, para dejarte la decisión a ti, sobre que uso le comenzaras a dar.

PROCONTRAS
Te aleja de situaciones o experiencias que no te convienen y no te aportan valor.Te aleja de situaciones o experiencias.
Te proporciona los limites necesarios para tomar prioridad a lo que para ti es importante.No le agradaras a muchos
Te alejara de personas o situaciones que no son beneficiosas para ti o tu negocio.Te aleja de algunas personas
Te proporciona poder en tu vida y eleva tu autoestima.Muchos te criticaran.

Por último, recuerda que un NO asertivo es un acto de amor y respeto hacia nosotros mismo, y también respeto y sinceridad hacia los demás; entiende que no debes agradarle a todo el mundo y que no todo lo que llegue a tu puerta será beneficioso para tu negocio.

«Algunas veces, es mejor decir NO y que se molesten con nosotros, que decir SÍ y molestarnos con nosotros mismos»

Si te gusto, compartelo con aquello que debe aprender a decir NO.

Si tienes alguna experiencia que contar, ayudará a otros sobre el tema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad